Good Beer Hunting

Seis a Fondo: Steady Rolling Man Pale Ale por DEYA Brewing Company

Puedo contar con los dedos de las manos las veces que he comprado seis botellas o latas de la misma cerveza. La mayoría de esas oportunidades fue en preparación para algún festival de música—un six pack o dos de alguna cerveza en supermercado para evitar tomar sidra caliente o gin tonics mezclados de manera cuestionable. No solo el hecho de comprar un six pack es algo inusual en la cultura británica, sino también es porque soy una de esas bebedoras que usualmente está en busca de algo nuevo para probar.

Sin embargo, la idea de comprar un six pack a modo de misión es emocionante —y aunque comprar seis de la misma cerveza podría parecer un reto para alguien con una marcada tendencia por la variedad como yo, estoy dispuesta a alistarme.

DEEP SIX-misc 3.jpg

Tengo una relación nostálgica y bastante familiar con DEYA Brewing Company. Recuerdo escuchar sobre ellos por primera vez cuando trabajaba en el bar de The Wild Beer Co. en mi ciudad natal Cheltenham, al suroeste de Inglaterra, donde también funciona DEYA. Mi amigo Taylor me había invitado a conocer la cervecería, y aunque no pude hacer el viaje a través de la ciudad aquel día, su primera cerveza terminó en nuestra lista de cerveza tirada poco tiempo después: Steady Rolling Man, una Pale Ale de 5.2%.

Hoy, DEYA es ampliamente considerada como una de las mejores cervecerías en producción de cervezas estilo New England en el Reino Unido. Junto a otras como Burnt Mill, Northern Monk y Verdant, se subieron al vagón del haze, que actualmente no muestra ninguna señal de desaceleramiento. Desde el retorno al enlatado al año pasado luego de un hiato—debido a algunos problemas con la enlatadora móvil—Las latas de DEYA se venden rápido, y los entusiastas de todo el´país no pierden la oportunidad de probar sus cervezas cada vez que aparecen tiradas. A mi criterio, sus Pales e IPAs compiten codo a codo con las mejores que he probado de Estados Unidos, lo que es un testamento a la gran calidad de cervezas modernas producidas en el Reino Unido en este momento.

DEEP SIX-misc.jpg

Recuerdo a Steady Rolling Man cuando era casi cristalina, lo que parecería extraño de escuchar, dado la general turbidez en las cervezas de DEYA (Steady—como es conocida cariñosamente—ahora incluída). En los dos años o más que he estado bebiéndola, Steady se ha convertido en una vieja confiable a la que siempre puedo recurrir. También es una referencia contra la cual medir otras cervezas hazy, y es, en pocas palabras, una brillante y consistente Pale.

De tal manera, solo tenía sentido, levantar un six pack de brillantes latas largas de Steady para este artículo. Luego de parar a las afueras del estacionamiento de DEYA en una propiedad bastante industrial, saludo de lejos a un par de antiguos compañeros de secundaria sentados fuera antes de hacer mi entrada al taproom. Luego de una breve conversación con mi amigo Connor, que trabaja actualmente como asistente en la planta, y recostandome sobre la hermosa losa de madera en el tope de la barra, recojo mis latas, que fueron empacadas hace apenas tres días. De alguna manera logro resistir la tentación de tomar un poco de cualquier delicioso lanzamiento reciente, y me dirijo a casa.

1/6

He pasado 11 horas en mi apartamento de vuelta en  in Kingston, al suroeste de Londres, bajo un calor sofocante, con un ventilador que no sopla otra cosa que aire cálido. Me ocupo preparando los itinerarios y listas de cerveza para el próximo festival de cervezas de Londres—Trabajo para We Are Beer, la compañía que organiza los festivales de cerveza de Bristol, Edimburgo, y Londres—y este año, Londres es nuestro evento más grande. Mientras vuelvo a casa en bicicleta, en todo lo que puedo pensar es en ese six pack en mi heladera, protegido de la implacable ola de calor en la que estamos sumidos. Ya visualizo el ruido al abrir la lata, el primer trago, la anticipación.

DEEP SIX-can 1.jpg

Sentada en la terraza superior de mi nuevo apartamento, mientras leo una extraña colección de tuits de Donald Trump’s reorganizados como su fuesen poesía (NB es muy gracioso) abro la primera lata. Puedo percibir el aroma de frutos con carozo y lúpulos jugosos escapando de la lata, lo que instantáneamente hace agua mi boca. Sirvo la cerveza en un vaso, la relevo de su carga, la lleno de nuevo—y desaparece en minutos.

Me olvido del six pack durante más o menos una semana—debido a la acumulación de cervezas en mi heladera, que no me sorprende. Finalmente lo recuerdo cuando, en un encuentro que tenía pendiente, Invito a mi amiga Stef a casa por unas sobras de fideos y unas cervezas. Me pregunta si necesita que lleve algo, a lo que respondo que no —Tengo algunas Steadies, después de todo. Stef y yo crecimos en Cheltenham y ambas trabajamos anteriormente para Wild Beer Co, lo que significa que DEYA también le es familiar. De hecho, los dos golden retrievers de su familia, Neville y Luna, se han vuelto visitantes frecuentes en el taproom.

DEEP SIX-can 2.jpg

Aunque a Stef tarda un poco más que yo en beber el contenido de la lata, ninguna dura demasiado. Comemos algunas grasas, conversamos sobre el trabajo y la búsqueda de lugares para vivir, y cada tanto hacemos contacto visual, fruncimos el ceño, y asentimos en el beneficioso gesto universal: diablos-esto-es-delicioso. Ya sea por una emoción generalizada, sed luego de un día en la oficina, o el hecho de que la cerveza sepa tan bien, las latas pronto se vacían. Abrimos algunas otras cervezas, y vadeamos nuestro camino hacia Amazing Interiors en Netflix. Algunas personas tienen gustos fascinantes, eh.

4/6

ArcTanGent es el mejor festival de música del mundo. Ahí está, lo dije. Probablemente, definitivamente, el único festival dedicado al post-rock y math-rock, ATG reúne gente de todo el mundo en un campo casi-siempre lluvioso en Somerset, al suroeste de Inglaterra. Con apenas una asistencia de 3.000 personas, es bastante pequeño en comparación con otros festivales: podrías hacer entrar todo ATG dentro del campo. De tal manera, inevitablemente terminas juntandote, y subsecuentemente bebiendo con viejos amigos, (y algunos nuevos al azar). Especialmente, a juzgar por este año, algunos maravillosos irlandeses.

DEEP SIX-can 4a.jpg
DEEP SIX-can 4b.jpg

En el pasado, hubiese bebido cerveza mucho más barata si hubiese asistido a algún festival como este. Este año probablemente me sobrepase, pero IPAs Hazy (si son mantenidas en frío) e Imperial Stouts licorosas son de hecho las bebidas perfectas para acompañar el estridente heavy psych, post-hardcore, y gospel death metal. Una lata de Steady marca el descanso perfecto de la Harbour’s Pilsner de Cornish brewery, justo antes de la puesta en escena de Part Chimp’s sludgy. (Realmente deberías escucharlos, incidentalmente.)

5/6
DEEP SIX-can 5a.jpg

Un par de semanas después, y luego de un diluvio, la idea de un considerable viaje a través del sur de Londres, más una dosis generosa de pereza, nos coloca a mi y mi amiga Charlotte fuera del Deptford Craft Beer Feast para el fin de semana. En su lugar, decidimos quedarnos en casa, asar un cerdo, y ver un maratón de dramas. Habiéndonos dado cuenta muy tarde que en términos reales no hay tiempo suficiente para asar dicho cerdo, optamos por algo un poco más simple. Mientras hacemos una reducción con Rodenbach para el pato sellado en sartén, abro mi penúltima lata de Steady. Habría esperado un aroma menos intenso luego de seis semanas, pero sorprendentemente, la fragante explosión de frutos con carozo emergen de la lata de nuevo, abrumando el olor de la burbujeante Flanders Red en la sartén.

Esta fácil-de-beber y lupulada Pale es una buena cerveza para cocinar, algo que pronto descubriría. Es perfecta para los momentos antes de servir, cuando tienes cuatro o cinco platos llamando tu atención y necesitas un trago refrescante de algo delicioso. También funciona genialmente como aperitivo—especialmente cuando la principal es una Tart of Darkness de The Bruery.

6/6
DEEP SIX-can 6a.jpg

Dado la propensión de las cervezas hazy a perder el aroma a lúpulo pronto, preferiría no reservar demasiado la última lata—y dado que mi calendario está bastante lleno en las próximas dos semanas, cualquier oportunidad es buena. Luego de comprar algunos utensilios para el hogar y otras cosas inútiles, mi novia y yo tomamos un paseo por el río Támesis, y compartimos la última lata.

Aún estoy tratando de introducir a Charlotte al mundo de las cervezas que no son ácidas (o  Barleywines), pero esta capaz no sea la que lo logre. Mientras que el carácter frutado y jugoso es de su agrado, aún no se ha acostumbrado al amargor de las Pales e IPAs. Eso significa que yo disfruto de la mayor parte mientras caminamos por el paseo al borde del río, mientras vemos gin palaces flotantes navegar y perros pasar. Terminamos en un pub con una selección bastante promedio, pero un increíble número de hermosas mascotas, y al menos ya había podido tomar una de mis cervezas favoritas. Supongo que pudo haber sido peor.

Textos + Fotos
Lily Waite
Language